La importancia de educar al personal

¿Conocen tus colaboradores el por qué de las tareas asignadas? ¿Saben el impacto de sus funciones en la calidad e inocuidad del producto final? ¿Están motivados a seguir creciendo y aprendiendo dentro de la empresa? 

Durante nuestros años en el mercado de la industria de alimentos, hemos visto cómo algunas empresas encuentran las capacitaciones como un gasto, una salida de dinero, y no lo ven como una inversión a corto y mediano plazo. 

El educar al personal juega un rol muy importante en la retención del talento. Hemos identificado que aquellas empresas que invierten en planes anuales de capacitación, tienen una rotación de personal operativo mucho menor que aquellas empresas que solo buscan capacitaciones esporádicamente, y es que la educación que le impartamos a nuestros colaboradores impacta directamente en cómo se sienten ellos hacia la organización. El personal que es educado y retroalimentado con cierta frecuencia, presenta ese sentido de pertenencia, agradecimiento, dominio sobre las tareas ejecutadas, ya que conoce no solo el cómo hacer las cosas, sino el por qué se deben hacer de esa manera. 

Educar al personal es la base fundamental para crear una cultura de inocuidad en cualquier organización; es con esa retroalimentación teórica, práctica, con base científica y dictada por personal idóneo que fortalecerá a su capital humano dentro de la organización. No podemos pensar en crear cultura de inocuidad, calidad, salubridad, si no llevamos de la mano la educación de nuestro personal, y principalmente el personal operativo. 

Ahora, es muy importante que el método elegido para educar al personal, se ajuste a sus capacidades y destrezas, ya que como sabemos, muchas veces podemos encontrar personal operativo trabajando en plantas de procesamiento de alimentos, con grados de escolaridad bajos, lo que no significa que no sean capaces, sino que sus destrezas son distintas a las de el personal de grado universitario. Se recomienda que al personal operario se le hable en un lenguaje más sencillo que al personal de jefaturas y supervisores, a los cuales se les puede capacitar con un nivel más técnico. Esto es clave al momento de plantear un plan de educación para el personal, ya que si no nos damos a entender con el personal, los mismos se aburrirán y no prestarán atención al tema dictado. Hay muchos métodos para hacer una capacitación para operarios más amigable, con los aspectos claves y que el mensaje sea emitido por el capacitador y aceptado por el personal que está recibiendo la capacitación. 

 

Para mayor información, nos puede llamar al (507) 390-5974 o escribirnos a:  

info@afichile.com 

Info@afi.com.pa 

Info@afimexico.com 

 

Con gusto atenderemos sus consultas. Somos expertos en desarrollar planes de capacitación que se ajusten a sus necesidades.